Cómo ver un eclipse de forma segura

Cómo ver un eclipse de forma segura

El día de hoy es uno de los días más esperados del año, ya que se vivirá el Eclipse Solar Total. ¿Qué es un Eclipse solar? Los eclipses solares suceden cuando el sol, la luna y la Tierra están alineados, lo que consiente que la luna bloquee la luz del sol y evite que llegue a la Tierra. ¿Por que se dice que si miras el eclipse sin protección puede causar ceguera? La condición que se desglosa se llama retinopatía solar. Se origina cuando la luz radiante que emana el sol inunda la retina, el hogar de las células sensible a la luz que posibilita la visión, en la parte posterior del globo ocular. Cuando se la estimula en exceso, libera productos químicos que la logran dañar.

El daño suele ser imperceptible, por lo cual las personas no lo identifican en el momento. “Puedes mirar al Sol durante un eclipse, durante unos diez minutos, y no te va a doler. Puedes mirarlo, y es una maravilla verlo, pero durante ese tiempo estás calentando, literalmente, las células de tu retina”

Por esta razón le explicaremos dos formas para que usted pueda presenciar el eclipse sin ningún daño.

 

  1. Un visor casero

Se necesitará:

– Una caja de cartón.

– Una hoja en blanco

– Tijeras o cúter

– Cinta adhesiva

– Papel aluminio y una aguja

 

1-  Recortar un cuadro de una de las caras de la caja, para luego de ello cubrirlo con un pedazo de aluminio más grande.

2- Posteriormente y con mucho cuidado se hará un orificio en centro del papel aluminio con la punta de la aguja.

3- En la cara inversa de la caja, pero por el interior,  hay que cubrir con papel blanco para ver la proyección de luz que entrará por el orificio ya hecho.

4- Para culminar es obligatorio hacer una apertura cuadrada en un lado de la caja, cerca del papel blanco.

Y listo, cierra la caja y ubica la parte del aluminio hacia el sol y así podrá observar por la apertura lateral el eclipse.

 

  1. Un mirador de eclipse

Se necesitará:

– Dos hojas de papel.

– Un alfiler o tachuela.

1- Abre un pequeño agujero usando un alfiler o tachuela a través del medio de un trozo de papel. Coloca un segundo trozo de papel en el suelo para que sirva como la pantalla sobre la cual proyectarás el eclipse.

2- Párate de espaldas al sol y detiene la cartulina sobre el suelo, por encima de tu hombro o a un lado. Certifica que tu cabeza no cubra el agujero. Debes sujetarla en la dirección del sol y debes mirar hacia la pantalla que colocaste en el suelo.

Cuando el proyector esté alineado correctamente, debes ver un círculo perfecto en el otro trozo de cartulina que ubicaste en el suelo. El círculo logra verse borroso en los bordes. Puedes hacer que se vea más nítido acercando o alejando el proyector del suelo.

Cuando suceda el eclipse, ese círculo se achicará y se convertirá en una medialuna si es un eclipse parcial. Si es un eclipse total, se convertirá en una O con bordes delgados.

 

 

   También te puede interesar

loading…


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *